cabecera-OK.jpg

Resiliencia y resistencia: Madera en la construcción

Contrario a la creencia popular, la madera ha demostrado tener un desempeño positivo en escenarios de catástrofes como incendios y terremotos. Cualidades propias del material, y avances tecnológicos desarrollados con miras a convertirlo en el material constructivo del futuro, forman parte de la nueva mirada de la construcción con madera.

Diez años atrás, en febrero del 2012, una catástrofe golpeó a la ciudad de Talcahuano, Región del Bío Bío. Un incendio de enormes dimensiones consumió larga parte de la noche y madrugada el centro comercial Mall Plaza del Trébol, produciendo pérdidas millonarias a las distintas tiendas y requiriendo de más de 500 voluntarios para ser apaciguado.

Una vez el fuego fue extinguido, bomberos y expertos se encontraron con una sorpresa: las vigas de madera al interior del edificio habían resistido a la acción de las llamas. Quien hoy destaca este hecho es Felipe Victorero, Subdirector de Transferencia del Centro Nacional de Excelencia para la industria de la Madera, CIM UC - CENAMAD, y Máster en Tecnologías de Construcción Sustentable de la Universidad de Nottingham, Inglaterra.

felipe victoreroDurante las últimas décadas, la sustentabilidad se ha vuelto una premisa clave para la industria de la construcción, con miras a un futuro marcado por el cambio climático que ya se encuentra en desarrollo y las diversas acciones volcadas a su apaciguamiento. En este contexto, la madera ha regresado al punto focal del sector gracias a su origen natural y capacidad de absorber dióxido de carbono, convirtiéndola en un sumidero natural y duradero de contaminación.

A pesar de esto, la población aún cree en la debilidad de la madera ante agentes como el fuego. Al respecto, Victorero señala que “La madera en grandes secciones (troncos, madera laminada, etc) puede ser más resistente al fuego que otros materiales. Cuando ésta se carboniza, genera una capa aislante que protege el núcleo estructural de la pieza”.

Este fue el caso del Mall del Trébol, donde las vigas laminadas ubicadas en el techo de la construcción estuvieron durante 12 horas expuestas al fuego, resistiendo sin problemas hasta que este fue extinguido y superando con creces lo requerido por la actual normativa nacional.

Otra arista que genera inquietud en el inconsciente colectivo respecto de las capacidades de la madera es su resistencia a movimientos telúricos, especialmente cuando hablamos de un país como el nuestro. Estas creencias se hicieron visibles tiempo atrás cuando usuarios de redes sociales declararon su desconcierto y molestia, ante la creación de un proyecto habitacional de viviendas sociales en altura construido con madera.

Sobre esto, Victorero aclara que la construcción en madera está sometida a las mismas exigencias de diseño sísmico que la construcción en otras materialidades, ya que “existe una clasificación mecánica y visual que establece cuál es la calidad estructural de la madera que se debe ocupar”. Como pruebas de esta resiliencia, señala a los edificios del campamento minero Sewell, que han resistido sin problemas los diversos sismos ocurridos en Chile en el último siglo.

“La madera es una solución sobresaliente, mucho más flexible que el hormigón” agrega, señalando ensayos de laboratorio realizados en Japón donde se comprobó que un edificio de madera de 6 pisos podría ser capaz de resistir un terremoto de 7,5º o superior, sin inconvenientes mayores. A esto se suma la mayor facilidad que presenta reparar una construcción en madera, pudiendo realizarse incluso en edificios habitados.

Patagual Home, industrializadora socia del Centro Nacional de Excelencia para la industria de la Madera CENAMAD y del Centro UC de innovación en Madera, a través de su Gerente de Desarrollo, Thomas Schüssler, ratifica lo dicho por Victorero y explica que las tecnologías utilizadas en esta empresa están sujetas a altos estándares de cumplimiento normativo: “Cumplimos con un sinnúmero de normas técnicas que certifican distintos aspectos asociados a la calidad y características de sus construcciones”.

Entre las normas más importantes que actualmente rigen el uso de madera en construcción se encuentran:

  • Norma chilena NCh 1198, que establece los procedimientos y métodos de diseño estructural asociados a las construcciones con madera
  • Norma chilena NCh 433, que regula el diseño sísmico de las edificaciones y de la cuál CIM UC presentó una propuesta de modificación
  • Norma chilena NCh 935:1, de 1997, sobre ensayos de resistencia al fuego
  • Norma chilena NCh 819, sobre impregnación de preservantes en maderas.
  • Ordenanza General de Urbanismo y Construcciones (OGUC), específicamente el capítulo 4.3.3, de resistencia al fuego de edificaciones

“Entendemos que existan dudas, pero la invitación es a creer en este tipo de solución habitacional” indica Álvaro Ramírez, gerente Comercial de Grupo Patagual, al que Patagual Home pertenece desde su creación en 2021. Schüssler se suma a sus palabras, señalando que “Patagual Home va camino a transformarse en un actor relevante para acortar la brecha habitacional del país. Pero para eso, debemos derribar los mitos que sean necesarios”.

CIM UC - CENAMAD cuenta con una amplia variedad de material de apoyo asociado a cómo aprovechar correctamente las cualidades de la madera a la hora de diseñar, construir y operar edificaciones construidas con esta materialidad.

El Manual de diseño de estructuras en madera entrega directrices sobre el diseño estructural con madera desde el punto de las cargas sísmicas, mientras que el Manual de soluciones constructivas se orienta hacia el diseño arquitectónico con madera, específicamente en la metodología de marco plataforma. Por su parte, la Guía de operaciones gira en torno a la acción post construcción, para permitir que el edificio perdure en buenas condiciones a lo largo de su extensa vida útil.

Te invitamos a leer la versión original de esta nota, realizada por Patagual Home. Link aquí.